Dos reinos

“..y era tentado por el diablo” “…vino a su encuentro un hombre de la ciudad, endemoniado desde hacía mucho tiempo” “Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra hestes espirituales de maldad en las regiones celestes” (Lucas 4:1-13) (Lucas 8:26-39) (Efesios 6:10-13)

– En el mundo hay muchas religiones, pero solo hay dos reinos.

Antes de convertirte vivías y nada más. Ahora después de la conversión te das cuenta de:

1º) No solo vives, sino que formas parte de un reino especial, del reino de Dios.

2º) Existe otro reino, el reino de las tinieblas

3º) Antes eras del reino de las tinieblas, y ahora del reino de Dios

4º) Hay lucha entre ambos reinos. Por eso ahora recibes ataques.

Jesús cuando va a comenzar el ministerio recibe un ataque directo del mismo Satanás.

Nosotros rara vez tendremos un ataque del mismo satanás. Pero si recibiremos ataques de sus ejercito de demonios.

– En Efesios 6 vemos como se nos habla de:

a) principados, b) potestades, c) gobernadores, d) huestes espirituales

– Todos ellos funcionan bajo una estructura de gobierno piramidal, siendo la cabeza Satanás y la base las huestes espirituales. Es un sistema organizado y con un régimen de disciplina militar.

– Son sus fuerzas espirituales el diablo va a intentar derribarte siempre, pero sobre todo al principio de la vida cristiana.

– El diablo ataque en tres formas:

1.- Atacando las necesidades básicas (Lc 4:3).- Llevaba 40 días de ayuno y le sugiere convertir las piedras en pan.

– El diablo va a atacar tu trabajo, tu relación con tus familiares, etc… No te olvides nunca que no tienes “lucha contra sangre o carne”

2.- Dando oportunidades que te apartan de Dios (Lc 4:6).- Trabajos que no te dejan venir a la iglesia tratando de cambiarte a Dios por dinero.

3.- Tergiversando la palabra de Dios (Lc 4:9-12).- Sacó textos de contexto y le llevó a conclusiones antibíblicas.

JESÚS VENCIÓ TODAS LAS TENTACIONES

– Cuando comenzó Jesús el ministerio se encontró con endemoniados a los que liberó.

– En el pasaje de Lucas 8 vemos que tenía una legión y todos los demonios se fueron a los cerdos. Una legión no es suficiente para para a Jesús.

– Dios ha dejado esta autoridad a su iglesia, y en nos dice en (Marcos16:17-18) ” Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios: hablarán nuesvas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad