La alabanza en el salmo 100

“Cantad alegres a Dios, habitantes de toda la tierra.

Servid al Señor con alegría; venid ante su presencia con regocijo.

Reconoced que el señor es Dios; El nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos; Pueblo suyo somos, y ovejas de su prado.

Entrad por sus puertas con acción de gracias, por sus atrios con alabanza; Alabadle, bendecid su nombre.

Porque El Señor es bueno; para siempre es su misericordia. y su verdad por todas las generaciones.

(Salmo 100)

– La Alabanza es una forma de vida. Es una actitud que se manifiesta de muchas formas. El que sabe vivir alabando vive una vida de victoria aún en los momentos difíciles y delicados. O vives una vida de alabanza o vives una vida de derrota.

No vivir una vida de alabanza trae desesperanza, trae tristeza, trae rencor y trae desánimo.

V.1.- En este versículo vemos definida perfectamente la alabanza

1.- “Cantad”.- La canción forma parte de la alabanza, y un corazón que alaba tiene siempre una canción en los labios. Si no puedes cantar en algún momento piensa y mira donde está ese corazón que debe alabar
2.- “Alegres”.- La alegría forma parte de la alabanza. Hay quienes cantan desesperanza, eso no es alabanza, la alabanza canta pero canta fe, gozo y alegría.
3.- “Habitantes de toda la tierra”.- La alabanza es para todos, no hay posición social, ni lengua, ni pais que esté libre de alabar a Dios.

V.2.- “Servid al Señor con alegría”.- !Cuantos sirven por obligación! !Cuantos sirven de mala gana!. Hay quienes sirven y luego dejan bien claro que están sirviendo, casi te están haciendo un favor o se lo están haciendo a Dios (eso tratan de dar a entender). Otros sirven y se llevan toda la vida recordandolo y recordandoselo a otros
El auténtico servicio es con alegría, con gozo, y sin esperar nada a cambio. Cuando alguien que tiene un corazón que alaba a Dios sirve de dos formas:

en la vida física “servid”
En la vida espiritual “entrad en su presencia”. El gozo y la alegría debe presidir el corazon del que sabe alabar a Dios.

V.3.- Alabanza es reconocer quien es el Señor y quienes somos nosotros

a) El Señor es Dios
b) El Señor es hacedor y nosotros sus criaturas“El nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos”. Cada vez de decimos Genesis 1:1 estamos alabando a Dios
c) “Pueblo suyo somos y ovejas de su prado”.- Somos su pueblo y sus ovejas, le pertenecemos. El nos dirige, nos da pastos y agua abundante, maná y bendiciones.

V.4.- “éntrad por sus puertas con acción de gracias”.- La acción de gracias la tiene un corazón que sabe alabar a Dios. Alguién que es agradecido será alguien que sabe alabar. Los quejosos siempre esperan que Dios les de y cuando les da se quejan porque no les da más.

V.5.- Un corazón que sabe alabar :

1.- Reconoce la bondad de Dios.- Dios siempre tiene un plan bueno y de bendición para tí, aún lo malo es bueno, porque Dios usa lo malo para tratarte y formar tu caracter.
2.Reconoce que su verdad es eterna.- Sus palabras no pasarán, son bendición de Dios y son verdad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad